PENSAR COMO DIOS

«¡Quítate de mi vista, Satanás! ¡Tú piensas como los hombres, no como Dios!» (Marcos 8:33)

La pregunta que nos viene al escuchar este versículo es: ¿y cómo piensa Dios? La respuesta es muy sencilla: De la abundancia del corazón hablan los labios. Y si esto lo aplicamos al mismo Cristo tenemos una respuesta contundente: ¡Dios piensa como Cristo piensa! Ver a Cristo es ver al Padre, conocerlo a Él es conocer a Dios; ver cómo actuó, vivió, ver lo que hizo…sus obras manifiestan su sentir y su pensar.

Lo que pasa es que el obrar de Cristo, su forma de pensar contradice nuestros esquemas a veces tan arraigados en el alma y pueden resultar sus palabras verdaderamente paradójicas: para salvar la vida, hay que perderla; nos manda a no odiar a los enemigos y a rezar por los que nos maltratan para ser hijos del Padre. Este es Jesús, este es su pensamiento. Es así como piensa Dios.

3 respuesta a “PENSAR COMO DIOS”

  1. Supongo que es una errata (espero! 😧) cuando dice “…nos manda a odiar a los enemigos”, amar, no?
    Gracias por tu comentario diario de la Palabra!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *